Carreras por senderos, alrededor de Squamish en la Columbia Británica

Compartir  Facebook Twitter

No puedo recordar exactamente el día en que salí a los senderos aquí en mi natal Squamish, pero definitivamente puedo recordar la sensación que brotó dentro de mí. Mis sentidos se pusieron alerta: el olor de las hojas, la tierra siendo levantada por mis tenis, el sonido de los pájaros cantando en los árboles. Incluso pude probar el camino mientras el sudor cubierto de tierra caía de mi frente a mi boca. Fue algo hermoso, natural y salvaje.

A protected body of water surrounded by lush vegetation under a blue sky.

A diferencia de los aburridos y largos días de entrenamiento sobre la carretera y los dolores que surgen después de cientos de millas en el pavimento, corría libre y sin obstáculos a través del bosque. Comencé corriendo sobre la carretera en el 2010, cuando mi esposo y yo nos mudamos de Irlanda a la accidentada costa oeste de Canadá. Pero poco después de soportar largas distancias en el entrenamiento para maratones (mi primera en la Columbia Británica fue la BMO Vancouver Marathon), mi cuerpo y mi mente comenzaron a protestar contra el incesante golpeteo en el pavimento.

Trail runners make their way up a rocky cliff face on a sunny day.

En la búsqueda por encontrar alivio para mis adoloridos pies y rodillas, me dirigí a los senderos (no es difícil cuando vives en un lugar como Squamish). Como una ávida corredora, cabe señalar que la carrera por senderos fomenta un cambio de ritmo y tiene menos impacto en las articulaciones gracias a que la superficie es más suave. Ahora se ha convertido en una gran parte de mi vida. Pasé largas horas recorriendo sola mis senderos locales, a veces pensando profundamente y otras veces corriendo completamente libre de cualquier carga mental, simplemente respirando y permitiendo que mi cuerpo encontrara el ritmo natural. También me ha permitido conocer a personas increíbles que me han inspirado para presionarme más, logrando más de lo que nunca hubiera creído posible.

Snow-capped mountains look down on a lush landscape and calm waters.

En esencia, el sendero es sin duda toda una aventura y los frondosos bosques de la costa oeste de Columbia Británica ofrecen la oportunidad de aventurarse en cada esquina. Nunca estoy muy segura de lo que me espera, pero nunca regreso igual que cuando me fui. Puede ser la luz dorada del sol que entra a través de las hojas densas de los árboles, o tal vez es la forma en que extiendo mis brazos plácidamente mientras me adentro por el sendero.

Sun rays emerge between tall, mature trees in a dense forest.

A veces es el pensamiento profundo que proviene de un hermoso día con niebla que transforma el bosque de la costa oeste en un bosque de nubes. Similar a cuando me estoy abriendo paso a través de la niebla blanca, sintiendo el denso aire cargado de humedad, viendo las hojas y los pinos escurriendo agua. Aquí, siento que de alguna manera soy parte de los alrededores. No solo estoy parada en medio del bosque sino que ahora soy parte del bosque, respirando el mismo aire que los árboles, intercambiando aliento con las hojas.

A man runs down a man-made wooden trail winds through a dense forest.

Y siendo la costa, por supuesto, hay días húmedos típicos de la costa oeste: esos que te dejan mirando por la ventana, incapaz de reunir la motivación para salir. Pero si he aprendido algo a través del sendero, es que no existe el mal tiempo, solo es el clima. Si ajustas tu actitud (después de todo, es solo agua) y ropa, puede ser tan divertido salir como cualquier día soleado. Una vez que decidas mojarte, esta podrá ser una de las mejores carreras. Corto, enlodado y tremendamente divertido. Confía en mí, correr en el hermoso bosque lluvioso de la Columbia Británica durante un aguacero te hará sentir un poco empapado, pero extremadamente satisfecho.

A snowy landscape under dense, grey clouds.

Momentos como estos no los olvidaré y es lo que me hace volver a la pista día tras día. Además de la belleza de estas experiencias, es que solo necesitas el deseo de aventura y un par de tenis para comenzar. Por eso corro y me encanta hacerlo en la costa oeste de la Columbia Británica.

Aquí hay una lista de mis senderos favoritos cerca de mi casa de Squamish.

FÁCIL:

Alice Lake 4 Lakes Loop: este es un divertido circuito de 6 km que te lleva por los 4 lagos del Parque Provincial Alice Lake. Hay algunas colinas, pero el sendero no es demasiado técnico ni largo, por lo que es un excelente sendero para principiantes y para conocer lo que el sendero te puede ofrecer. Como beneficio adicional, es increíblemente hermoso con sol o lluvia.

Lago Brohm: es un circuito de 7.5 km que cuenta con un hermoso bosque, vibrantes puentes cubiertos de musgo verde y vistas impresionantes de la siempre seductora Cordillera Tantalus. Prepárate para recorrer algunas colinas muy empinadas y un terreno más técnico con raíces y rocas que atravesar.

A trail runner conquers a steep trail with view of a snow-covered mountains.

MODERADO:

El Parque Provincial Garibaldi es una de las joyas de la costa oeste. Esta es y seguirá siendo mi área favorita para correr. Aquí hay dos opciones para correr en el parque:

Al otro lado del parque: comienza a correr desde el lado norte, en el estacionamiento del Lago Cheakamus y cruza el parque a través de Helm Creek, hasta Taylor Meadows y luego hacia Rubble Creek. Este es un recorrido de 25 km en un hermoso sendero alpino de una sola vía. Más de la mitad del recorrido está en el exterior con magníficas vistas y los últimos 10 km son cuesta abajo. Asegúrate de recorrerlo durante un día soleado para que no te pierdas los paisajes.

A hiker pauses to take in the reflection of a snow covered mountain in a still pond.

Lagos Elfin: esta carrera de ida y vuelta es de 22 km, la cual te llevará por una serie de lagos alpinos. Justo después de los Lagos Elfin te toparás con una espaciosa cabaña donde  encontrarás unos deliciosos bocadillos. Los primeros 5 km del sendero están en el bosque, pero una vez pasada esta sección, encontrarás hermosas praderas cubiertas de brezos con vistas de 360 ° de los picos que lo rodean. El sendero es ondulado sin secciones técnicas serias y sin duda es ¡algo que debes hacer!

A pair of feet in red running shoes sit in a meadow of blooming wildflowers.

AVANZADO:

Howe Sound Crest Trail: es un sendero de 30 km con secciones empinadas y terreno técnico. Se requiere mucha atención para asegurar que te mantengas en el camino. Es increíblemente hermoso y ofrece impresionantes vistas sobre el Océano Pacífico por un lado y vistas de las Montañas de la Costa por el otro. No te decepcionará y sentirás que ganaste los 10 km de bajada para finalizar, solo asegúrate de correr desde el sur (Cypress Mountain) hacia el norte (Porteau Cove).

Two trail runners conquer a rocky path, lined with dense vegetation.

Esta lista no es de ninguna manera exhaustiva. La Columbia Británica tiene mucho que ofrecer sobre senderos para correr. Ya sea que seas nuevo en el deporte o un corredor experimentado que busque lugares hermosos para correr, estos son solo algunas opciones que te engancharán a correr por estos senderos.