Clima y estado del tiempo

Clima y estado del tiempo

El clima en British Columbia  es variable y se rige por su latitud, la topografía de las zonas montañosas y las corrientes marinas que llegan del Océano Pacífico. Esta diversidad genera una gran variación en los promedios de lluvia y nieve que caen anualmente, así como en las temperaturas y número de horas soleadas en el día (incluso entre regiones que se encuentran muy cercanas). Sin embargo, en términos generales las temperaturas son superiores en el sur que en el norte de la provincia, y la cantidad de lluvia es mayor en las zonas de la costa que en el interior.

Invierno

El invierno en la costa es templado y cuando llega a caer nieve, no suele permanecer mucho tiempo. Para protegerse del clima templado en la costa, será suficiente contar con un abrigo y un paraguas. Por otro lado, es común observar temperaturas bajo cero y nevadas constantes de noviembre a marzo en la mayoría de las zonas del interior de British Columbia . Para asegurar la comodidad y protección  suya y de su familia en estas zonas, necesitará contar con ropa invernal adecuada, incluyendo un abrigo, guantes y gorro para la nieve.

Primavera y otoño

La primavera y el otoño suelen ser cálidos y agradables, especialmente entre los meses de junio y septiembre. Las temperaturas durante el día (particularmente en el suroeste de  British Columbia y la región sur del interior ) le permitirán vestir ropa fresca, como vestidos, pantalones cortos y camisas de manga corta. Sin embargo, también es recomendable tener a la mano suéteres, pantalones y un abrigo o chamarra ligera.

Verano

Las temperaturas de verano más elevadas se observan al interior de  la provincia, especialmente en el sur, donde suelen superar los 30°C (86°F). Al acercarse a la costa, las temperaturas varían de los 22 a los 28°C (de 72° a 83°F). Para ambas regiones se recomienda el mismo tipo de vestimenta: pantalones cortos, camisas de manga corta y vestidos ligeros durante el día, procurando vestir suéteres y pantalones durante la noche.

Zonas climáticas

Las montañas de la costa y las islas – Estas son generalmente zonas muy lluviosas. Además de la  lluvia, es común el clima templado y la ausencia de temperaturas gélidas durante largos períodos.

Las ciudades en la costa oeste de la Isla Vancouver están expuestas a los vientos (incluyendo el balneario de Tofino*), por lo que reciben una gran cantidad de lluvia anualmente. La Cuenca de Georgia (que incluye la costa este de la Isla Vancouver, las Islas del Golfo, Vancouver y la Costa Sunshine), se encuentran en la zona más protegida de la Isla Vancouver, por lo que se observa menor cantidad de lluvia y más días  soleados. Por ejemplo, la temperatura promedio de Vancouver es de 6°C (43°F) en enero y de 22°C (72°F) en julio, mientras que su promedio anual de lluvia es menos de la mitad que el de Tofino. Aun así, las lluvias suelen incrementarse durante el otoño y el invierno.

En la costa norte (incluyendo la ciudad de Prince Rupert*) se observa una mayor cantidad de lluvia que en la Cuenca de Georgia, y debido a su mayor alatitud , las temperaturas son menores.

La caída de nieve es mucho mayor en las zonas más elevadas de las montañas a lo largo de la costa.

La meseta interior - Las montañas de la costa representan una barrera natural para los vientos húmedos del oeste, por lo que la meseta interior (inmediatamente al este de esta cadena montañosa), goza de un clima más seco, similar al del resto de las zonas del interior del país. Los veranos suelen ser cálidos y secos; los inviernos son un poco más frescos, pero menos húmedos. El sur de la zona interior, incluyendo los valles dOkanagan, Similkameen y el Río Thompson, goza de los veranos más cálidos de British Columbia, con temperaturas mayores a los 30°C (entre 86°F y 102°F), que incluso pueden en ocasiones rebasar los 40°C (104°F) . Kamloops,* por ejemplo, tiene un promedio   de entre  -1°C (30°F) en enero y de 28°C (82°F) en julio, con tan sólo 279 mm (11 pulgadas) de precipitación anual. En el norte de la meseta interior (las áreas de Williams Lake* y Prince George*) existe un clima más húmedo y fresco que en la  parte sur.

Las montañas de Columbia y Rocallosas del Sur – Esta región del sureste de la provincia (las Montañas Rocallosas Kootney), muestra grandes contrastes respecto a su clima. Los poblados de los valles, incluyendo áreas como Grand Forks* o Cranbrook,* cuentan con clima semi-árido, con veranos cálidos e inviernos fríos.

Cranbrook tiene un promedio   de entre -3°C (27°F) en enero y 26°C (79°F) en julio, con 383 mm (15 pulgadas) de precipitación anual. Cuesta arriba, las laderas de las montañas Monashee, Selkirk, Purcell y las Rocallosas (cómo la zona de Revelstoke*), son más lluviosas y presentan temperaturas inferiores.

La meseta y montañas del norte y centro (incluyendo los lagos Dease,Smithers* y Mackenzie*) – Esta región del interior,   al noroeste de British Columbia tiene inviernos más fríos y veranos más frescos. Entre más al norte realice su viaje, los inviernos serán más fríos y secos. Los veranos suelen ser cortos y moderadamente frescos, aunque los días largos compensan dichas condiciones climáticas. Las lluvias, aunque son ligeras, ocurren durante todo el año. En el Lago Dease, por ejemplo, la temperatura   promedio en enero es de -13°C (9°F) y en julio, de 19°C (66°F).

Las grandes planicies – Al este de las Montañas Rocallosas , en la porción noreste de British Columbia  (incluyendo las zonas del Fuerte St. John* y Dawson Creek*), encontrará la región de las grandes planicies, típica de las provincias canadienses de Alberta, Saskatchewan y Manitoba. En esta región se observan largos inviernos fríos, y breves veranos cálidos, con un número relativamente elevado de horas soleadas, un rango variable de temperaturas en cada estación y un máximo de precipitación durante los meses de verano. Dawson Creek, por ejemplo, tiene un promedio  de -9°C (16°F) en enero y de 22°C (72°F) en julio.